El piloto de Mercedes tuvo una jornada redonda y se aleja de Sebastian Vettel, que finalizó cuarto.

El británico Lewis Hamilton cerró un gran fin de semana al ganar el Gran Premio de España de Fórmula 1 por delante de su compañero de equipo, el finlandés Valtteri Bottas, y consolidarse así como líder del campeonato. El holandés Max Verstappen completó el podio.

En el circuito de Montmeló, Hamilton dominó de principio a fin y nunca tuvo en riesgo una victoria que le permitió escaparse en la cima del torneo debido a que el alemán Sebastian Vettel terminó en el cuarto lugar. No fue una buena jornada para Ferrari si se tiene en cuenta que Kimi Raikkonen debió abandonar por problemas mecánicos en su auto.

Cuando se largó la prueba, Vettel consiguió adelantar a Bottas en la primera curva, pero un accidente que involucró al francés Romain Grosjean, el alemán Nico Hülkenberg y el francés Pierre Gasly obligó pronto a la entrada del auto de seguridad.

Con la pista despejada, Hamilton comenzó a tomar distancias de sus perseguidores y a construir su victoria.

La la segunda detención de Vettel terminó de sentenciar la historia: no sólo los Mercedes siguieron en pista, sino que el alemán regresó por detrás de Verstappen y se cayó así de la zona de podio. La situación ya fue irreversible.

Vettel persigue a Hamilton.

Con cinco fechas disputadas, Hamilton lidera el campeonato con 95 puntos, seguido por Vettel con 78, al tiempo que Bottas desplazó del tercer puesto a Raikkonen con 58.

En el torneo de constructores, Mercedes aprovechó el primer 1-2 de la temporada para colocarse líder con 143 unidades contra las 126 de Ferrari.

La próxima competencia será el 27 de mayo con el Gran Premio de Mónaco, en el tradicional circuito callejero del Principado.