Enseñan a jóvenes a superar heridas emocionales para prevenir violencia en el noviazgo en Querétaro

Enseñan a jóvenes a superar heridas emocionales para prevenir violencia en el noviazgo en Querétaro

“Para aprender a superar las heridas emocionales, necesitamos contar con herramientas psicológicas que nos ayuden a valorarnos y amarnos a nosotros mismos. De esa manera podremos seguir adelante, dejando atrás el sufrimiento que puede llevarnos a la depresión, limitando nuestro desarrollo humano  integral”. Así coincidieron voluntarios y jóvenes de diferentes universidades públicas y privadas que participaron en el taller que impartió la organización SOS Discriminación Internacional Querétaro sobre “superación de heridas emocionales para prevenir violencia en el noviazgo” en las instalaciones de la Universidad de Londres, Campus Querétaro, en el marco del 14 de febrero “Día  del amor y la amistad”.

La actividad fue impartida por Manuel Edmundo Ramos Gutiérrez, maestro en estudios de género, identidad y ciudadanía por la Universidad de Huelva, España, quién a través de dinámicas y reflexiones sobre desarrollo humano y emocional con perspectiva de género, destacó que las heridas emocionales, como las que por ejemplo generan el miedo al rechazo,; el miedo al abandono; el miedo a confiar, la humillación, la traición, entre otras,  nos permiten descubrir la importancia de fortalecer nuestra autoestima para superarlas a través de la terapia psicológica, que nos ayuda a conocer y manejar nuestras emociones, así como fortalecer el amor propio y la confianza en nosotros mismos para poder construir relaciones saludables, pues de  esa manera se puede prevenir la violencia en el noviazgo e incluso la violencia que las personas llegan a cometer contra sí mismas.

“Si tenemos heridas emocionales causadas por el rechazo o la falta de honestidad en el amor, no insistamos en quedarnos a desperdiciarlo donde no es correspondido. La principal  prueba de amor hacia nosotros mismos, es aprender a valorar nuestros sentimientos y toda nuestra humanidad. Entonces debemos aprender rescatarnos a nosotros mismos, recoger nuestro amor, con el mismo cariño con que lo entregamos, llevarlo a donde sea verdaderamente valorado y correspondido.   Así nos estaremos ayudando a sanar las heridas emocionales, descubriremos que esa experiencia que vivimos fue una enseñanza de vida que nos permitió darnos la oportunidad de tener una existencia más feliz, porque nos ayudamos a tener un crecimiento integral como ser humano”. Puntualizó Ramos Gutiérrez.

En ese sentido, las y los jóvenes participantes compartieron que la dinámica que más le gusto, fue la de la “Rosa y Él Te Amo” que consistió en tomar una rosa y entregarla a varias personas diciéndoles “Te Amo” ir superando el rechazo de quienes no corresponden, hasta encontrar a la persona que si lo hace.

“En la vida ocurren situaciones como las de la dinámica en donde la persona no es correspondida, sin embargo se queda esperando de que su rosa (su amor) sea aceptada, sin darse cuenta que la vida se le puede ir en esa inútil espera y que la rosa pude irse marchitando e incluso llegar a morir. Por eso, es importante aprender a valorarse como ser humano, valorar nuestra dignidad, tomar nuestro amor y llevarlo a donde sea correspondido para seguir creciendo junto a quien lo acepta sin condiciones y te corresponde”. Concluyeron estudiantes de la Universidad de Londres; el Instituto Tecnológico de Querétaro; la Universidad Autónoma de Querétaro; la Universidad Politécnica de Querétaro, entre otras.

Finalmente, Ramos Gutiérrez y las juventudes universitarias, así como de SOS Discriminación Internacional, agradecieron a la Universidad de Londres, Campus Querétaro a través de su área de vinculación, el abrir los espacios para que jóvenes de organizaciones sociales, así como universitarios puedan fortalecer su educación de forma integral, a través del desarrollo emocional y humano.