Nave china inicia el regreso a Tierra

Nave china inicia el regreso a Tierra

La sonda china Chang´e 5 emprendió su regreso hacia la Tierra con un cargamento de unos dos kilogramos de roca lunar, informó la Administración Nacional del Espacio del país asiático (ANEC).

En un comunicado publicado en su página web, la ANEC detalló que «el módulo de órbita y el de retorno entraron con éxito en la órbita de traslado de la Luna a la Tierra».

Esto se consiguió debido a que, «a las 09.51 hora de Pekín (01.51 hora GMT) del 13 de diciembre, el módulo de órbita y el de retorno llevaron a cabo la segunda maniobra de traslado Luna-Tierra, y pusieron en funcionamiento cuatro motores 150N a una distancia de unos 230 kilómetros de la Luna durante unos 22 minutos», explicó el texto.

El pasado 1 de diciembre, la sonda alunizó con éxito en área al norte del Mons Rümker, en el Oceanus Procellarum, en la cara visible de la Luna, una zona no visitada hasta la fecha ni por astronautas ni por misiones espaciales no tripuladas.

Las muestras de la luna se recopilaron de dos formas diferentes: en la superficie de la Luna, gracias a un brazo robótico, y bajo tierra, a través de un taladro que perforó dos metros el satélite para obtener muestras variadas que podrían datar de periodos muy anteriores.

El material recogido se almacenó después de un recipiente sellado al vacío para «asegurar que no le afectan las condiciones externas durante el regreso a la Tierra», afirmó entonces la ANEC.

De completarse con éxito, la misión convertiría a China en el tercer país capaz de recolectar muestras lunares después de que anteriormente lo hicieran Estados Unidos y la extinta Unión Soviética en la década de 1970.